Birads 3 es peligroso

¿qué significan los resultados probablemente benignos?

Los resultados de una mamografía no siempre son blancos o negros; a veces caen en una zona gris. Cuando esto sucede, elegir con confianza un enfoque de “observar y esperar” en lugar de un seguimiento inmediato puede ser difícil para los proveedores de atención médica. La norma de atención para las pacientes BI-RADS 3 es un seguimiento a corto plazo con una probabilidad de malignidad del 0 al 2%, mientras que BI-RADS 4a es realizar una biopsia, a pesar de la baja sospecha del 2 al 10% de probabilidad de malignidad.
Estas mujeres suelen ser reevaluadas con imágenes de seguimiento a los seis meses durante dos años utilizando un enfoque de “esperar y ver” para confirmar que la anomalía es benigna. El período de espera vigilante supone dos años de seguimientos angustiosos llenos de incertidumbre para las mujeres y, en última instancia, un 98% de posibilidades de que su hallazgo sea benigno.    Por otro lado, para el otro dos por ciento de mujeres su diagnóstico puede retrasarse, lo que reduce sus posibilidades de supervivencia.
Esto demuestra que existe una fuerte necesidad de un complemento de diagnóstico para las imágenes en forma de un análisis de sangre. Cuando el resultado de las imágenes no sea claro, podría administrarse el análisis de sangre, lo que permitiría detectar el cáncer de mama en tiempo real. Esto permitiría a las pacientes con BI-RADS 3 obtener una respuesta definitiva cuando los resultados de las imágenes no sean claros, lo que les ahorraría 2 años de seguimiento inquieto y reduciría la posibilidad de un diagnóstico tardío.

Bi-rads 6

Los subespecialistas en imágenes mamarias y los radiólogos generales que interpretan las imágenes mamarias deben adherirse al léxico único del Atlas del Sistema de Información y Datos de Imágenes Mamarias del Colegio Americano de Radiología (ACR BI-RADS®). El atlas se diseñó para garantizar que los hallazgos mamarios se analicen adecuadamente y se designen correctamente a una de las siete categorías BI-RADS, cada una de las cuales implica una recomendación de gestión específica. El BI-RADS 3 se creó para ayudar a reducir el número de biopsias falsas positivas, manteniendo al mismo tiempo una alta tasa de detección temprana del cáncer.
Cinco estudios importantes realizados entre 1987 y 2001 ayudaron a establecer que las lesiones BI-RADS 3 tienen una probabilidad de malignidad de ≤2%.1-5 Entender cuándo es apropiado colocar un hallazgo en la categoría BI-RADS 3 es esencial para los radiólogos que interpretan mamografías y ecografías de diagnóstico. La categoría BI-RADS 3 sólo debe asignarse después de un estudio diagnóstico completo, que puede incluir vistas mamográficas adicionales y, a menudo, una evaluación ecográfica. Se desaconseja encarecidamente el uso de BI-RADS 3 como evaluación final de una mamografía de cribado. Por último, el BI-RADS 3 no debe utilizarse como una categoría de incertidumbre y no debe utilizarse como una red de seguridad para

Birads 4

Escanee activamente las características del dispositivo para su identificación. Utilizar datos de geolocalización precisos. Almacenar y/o acceder a la información de un dispositivo. Seleccionar contenidos personalizados. Crear un perfil de contenido personalizado. Medir el rendimiento de los anuncios. Seleccionar anuncios básicos. Crear un perfil de anuncios personalizados. Seleccionar anuncios personalizados. Aplicar la investigación de mercado para generar información sobre la audiencia. Medir el rendimiento de los contenidos. Desarrollar y mejorar los productos.
El Sistema de Información y Datos sobre Imágenes Mamarias (BI-RADS) es una escala numérica que oscila entre 0 y 6 y que se utiliza en los informes de mamografías, ecografías y resonancias magnéticas mamarias. Es una forma estandarizada de informar sobre el riesgo de cáncer de mama en función de las pruebas diagnósticas y fue desarrollada por el Colegio Americano de Radiología.
El número BI-RADS ayuda a los profesionales de la salud a comunicar si hay algo anormal en una imagen y lo preocupante que es para ellos el hallazgo. Un cambio en el número de una prueba a otra puede, asimismo, ayudar a sus proveedores de atención médica a transmitir más claramente la diferencia entre una imagen y la siguiente.

Bi-rads 3 probablemente benigno

Hace un año y medio me hice mi primera mamografía. Acababa de descubrir el bulto en mi seno izquierdo y quería que me lo revisaran de inmediato debido a mis fuertes antecedentes familiares de cáncer de mama (mi abuela materna tuvo la enfermedad a los 30 años). En ese momento vivía en Buenos Aires y me atendieron enseguida en una clínica privada.
Gracias a mi seguro médico, me hicieron las pruebas y los resultados en el mismo día. Todo estaba bien. No tenía cáncer, dijo el médico argentino. Sí que pronunció las palabras “Estamos seguros al 99%” y me dijo que podía hacerme más pruebas dentro de unos meses si lo deseaba. Pero de ninguna manera me hizo creer que eso era un requisito.
Me entregaron unos informes impresos y una breve carta que leí y guardé, planeando siempre hacer un seguimiento en esa clínica argentina cuando finalmente me diagnosticaran cáncer de mama en el hospital St. Vincent de Dublín cuatro meses después.
¿Probablemente benigno? ¿Y qué hay de la certeza? ¿Cómo podían enviarme fuera del hospital para que volviera a mi vida normal cuando lo único que sabía sobre el bulto que crecía en mi pecho es que probablemente era benigno?

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad